Una modesta bicicleta de BMX, el espacio del patio de su casa y el gusto desbordado por la modalidad extrema de este deporte impulsaron desde hace cuatro años a Rubén Camilo Muñoz, un deportista “hecho a pulso” que por primera vez participará en una competencia internacional representando a Ubaté. Se trata de la ‘Briatong On Fire’ (EL Campeonato Internacional de BMX – Freestyle), que se llevará a cabo en el Skatepark de la Molina, en Lima, Perú, los días 11 y 12 de marzo del 2017.

Esta competencia, que llega a su segunda versión y que busca convertirse en un circuito internacional que acoge a los mejores riders del mundo, está avalado por la Federación Peruana de Ciclismo. Sus organizadores buscan a los mejores deportistas para reunirlos en esta cita y gracias a los videos que Rubén sube a sus redes sociales demostrando su talento fue invitado para representar a la ‘Capital Lechera’.

El camino para este joven, como para otros que practican el BMX estilo libre, no ha sido fácil, la estigmatización que sufren y la falta de apoyo son más altos que los obstáculos que todas las tardes saltan en sus entrenamientos.

“Lo que nosotros hemos conseguido nos ha tocado con las uñas”, cuenta Rubén.

Club New Riders, es la organización creada para reunir a todos los jóvenes deportistas que practican esta modalidad del BXM en Ubaté, con 30 jóvenes, es liderado por Luz Marina Cubillos, una madre de un joven practicante. Esta mujer ha tenido que ‘batallar’ para lograr un espacio para los entrenamientos de estos deportistas.

“El primero que empezó con esto fue mi hijo Kevin, quien se la pasaba en la calle, los andenes, los parques, la pila, y decidí apoyarlos y poco a poco se fue creciendo el grupo. Luego, en el gobierno del exalcalde Richard Pachón y su secretario de Deportes, Alejandro Delgado, nos apoyaron y nos entregaron el espacio en el que actualmente estamos. Aquí el terreno lo organizaron y nos lo cedieron con instructor”, indica Luz.

Este Club funciona desde hace siete años, que, en sus inicios, y gracias a la voluntad política de ese entonces, lograron un terreno en un costado del Estadio Municipal de Ubaté al cual le adaptaron pistas de salto en tierra y otras con madera y metal, además de que les asignaron un instructor para que entrenara a los jóvenes que hacían parte del grupo.

Cuando el exalcalde Richard Pachón dejó la alcaldía y llegó su sucesor, Carlos Santana, las cosas cambiaron para mal. “Ya no volvimos a tener entrenador y los apoyos eran casi nulos”, recuerda Luz. Hoy las condiciones siguen igual.

Con la creación de la Plataforma de Juventudes (JUBA) en el año 2015, a la que hace parte el Club, fueron carnetizados y les entregaron unas camisetas, sin embargo, estos jóvenes siguen sin instructor y el espacio en donde entrenan fue abandonado. “Nosotros hemos arreglado como podemos la pista, gestionamos las espumas y organizamos cada detalle para tratar de tenerlo el sitio lo mejor posible”, indican los jóvenes que todas las tardes llegan a sus entrenamientos.

Tal es el abandono de esta pista que no se encuentra enmallada y permite el acceso de cualquier persona.

Rubén, como los demás deportistas piden un Skatepark con las mínimas condiciones para sus entrenamientos: “Simijaca tiene Skatepark, Zipaquirá, Chiquinquirá, Cajicá y muchos más municipios tienen excelentes pistas para que jóvenes como nosotros puedan entrenar, pero aquí nos ven es como delincuentes y nos llaman solo cuando viene el gobernador u otra personalidad”, narran estos deportistas.

A pesar de todas las adversidades, este egresado del ICAM y estudiante de mantenimiento eléctrico en el SENA, pide apoyo para poder viajar a Perú y representar a Ubaté. Hoy con una mejor bicicleta, de su propiedad, sigue entrenando y cada salto, truco, maniobra extrema y el apoyo de sus compañeros son el antídoto para entrenar y llegar con la mejor condición a Perú.

APOYO. Para contactarse y poder ayudar a este joven deportista comunicarse con Luz Marina Cubillos quien responde al número 310-5532194.

Jorge Suárez Celis
REDACCIÓN LA VILLA