Neumoconiosis de los mineros del carbón

0
2872

Por: Fúlver Amado Zárate, Médico especialista en Salud Ocupacional, con instrucción certificada en la lectura de radiografías por el método ILO-2011. (Lima, Perú, Santiago de Chile, Bogotá, D.C.). Salud Ocupacional de la Sabana, Valle de Ubaté, Cundinamarca. Marzo de 2018.

La Neumoconiosis es una enfermedad pulmonar de origen laboral, causada por la inhalación de polvo del carbón mineral, grafito o carbón artificial, durante un período prolongado; generalmente más de 15 años. En la actualidad, con la implementación de medidas de control como la extracción mecánica de aire y el uso de protección respiratoria adecuada, se puede esperar que ocurran casos, luego de los 20 años de laborar en ambientes polucionados.

Causas

El riesgo de presentar esta enfermedad depende de la concentración de polvo de carbón y del tiempo que el trabajador haya estado en un ambiente contaminado. La mayoría de las personas con esta enfermedad tienen más de 50 años, pero se pueden encontrar trabajadores afectados de menor edad, debido -en parte- al uso de herramientas como son los martillos neumáticos, que generan polvo de menor tamaño y a la susceptibilidad individual. El tabaquismo no aumenta el riesgo de presentar esta enfermedad, pero tiene un efecto dañino adicional sobre los pulmones.

Síntomas

Los síntomas de esta enfermedad se presentan después de que el pulmón ya está deteriorado en forma importante y pueden incluir: tos con esputo negro y dificultad respiratoria. La forma complicada causa cansancio fácil, dificultad para respirar, dedos y labios azules y, finalmente, el trabajador afectado tiene que utilizar oxígeno para poder moverse, e incluso deben permanecer conectados al tanque de oxígeno para dormir, como varios trabajadores vecinos del valle de Ubaté.

Pruebas y exámenes

La valoración del trabajador incluye una radiografía de tórax, que debe ser interpretada según el método ILO 2011-D (I.L.O.= International Labour Organization), que es la entidad internacional que regula estos temas. En Colombia, la resolución 2844 del 2017 publicó la guía sobre Neumoconiosis (GATISO), en la que se describe lo que se debe hacer en las empresas para vigilar a los trabajadores.

Tratamiento

Al día de hoy, no existe tratamiento curativo para esta enfermedad. El manejo del caso incluye medidas orientadas a ayudar al paciente a sobrellevar su enfermedad, a dejar de fumar y debe evitar seguir exponiéndose al polvo del carbón.

Prevención

Es responsabilidad de la empresa, implementar todas las medidas que sean necesarias para evitar la exposición de sus colaboradores al polvo de carbón; debe implementar el Sistema de Gestión de Seguridad y Salud en el trabajo (SG-SST), el cual incluye entre otras medidas: control ambiental del polvo (sistema de extracción de polvo), suministro de elementos de protección respiratoria a todos los trabajadores expuestos, campañas de capacitación y motivación para que el trabajador los use, haga deporte y deje de fumar. Además, debe realizar las evaluaciones de ingreso, periódicas y de retiro los cuales incluyen, entre otras, el examen físico y una radiografía de tórax interpretada por un lector que tenga la debida formación sobre el método recomendado por la OIT, en el 2011.

Salud Ocupacional de la Sabana, realiza la valoración médica ordenada por el Ministerio del Trabajo, en la que se incluye la radiografía de tórax interpreta según el método ordenado por la OIT (ILO-2011-D), para lo cual cuenta con un médico capacitado en dicha labor y con los servicios de un neumólogo, quien actúa como segundo lector, cuando el caso lo amerita. Hoy en día, se ha incorporado el método de radiografía digital.

Además, Salud Ocupacional de la Sabana ofrece asesorí para diseñar y/o implementar el SG-SST, así como para organizar el Sistema de Vigilancia Epidemiológica de prevención de neumoconiosis.